fbpx

Muchos de nuestros clientes están interesados ​​en cómo se producen los alimentos para mascotas Lenda, así que nos hemos decidido a explicarlo lo más detalladamente posible. Nuestro proceso de fabricación se realiza de la siguiente manera:

Al igual que la cocción de una hogaza de pan perfecto, la calidad del producto final depende de la calidad de los ingredientes, la exactitud de pesaje y el tiempo, y el rendimiento del equipo.

1. Ingredientes

Los ingredientes provienen de todo el mundo, y son elegidos por su calidad, consistencia y valor nutritivo. Cada ingrediente debe probar que posee estas tres cualidades antes de ser aceptado en la fábrica, es decir siempre que llega mercancía de los proveedores se toman muestras aleatorias y se analizan para garantizar que cumplen con el perfil nutricional deseado, una vez realizado ese análisis y superado procedemos a su descarga. Se almacenan en un lugar fresco y seco hasta que son necesarios para la fabricación. 

Todos los proveedores de materias primas tiene que cumplir con las normas y homologaciones propias de las materias primas y plantas de procesado para consumo humano, que es de donde proceden nuestros ingredientes. Además, siempre buscamos que dentro de lo posible, todas las materias primas sean de producción nacional.

2. Pesar y mezclar

Cada receta se almacena en un sistema centralizado informático, y los ingredientes se pesan y envían a una gran cámara de mezcla, donde se combinan suavemente. Para minimizar cualquier variación, las recetas permanecen fijas y las básculas se prueban de manera rutinaria para asegurar su exactitud. 

3. Molienda

La siguiente etapa es moler y pre-mezclar todos los ingredientes, trasladándolo a la cocina de casa sería parecido a pasarlo por el mortero, el resultado es la  molienda, con una consistencia similar a la harina de hornear. Se mezcla una vez más y se añaden los ingredientes más delicados, tales como vitaminas y minerales. Así, tenemos una mezcla homogénea de hasta 50 ingredientes, que luego se envían a ser cocinados.

Una dieta estándar contiene solamente cerca de 15 nutrientes, mientras que una «Super Premium» como Lenda se formula con muchos más, todos y cada uno de ellos útiles y funcionales dentro de las recetas y se presta especial atención tanto a las proporciones como a la diversidad de las fuentes de los nutrientes.

4. Pre-acondicionado

La primera etapa de cocción implica el acondicionamiento de la mezcla. Se añaden vapor y agua a la molienda en una gran cámara que contiene paletas giratorias, una batidora gigante. La mezcla se amasa bien hasta que la mayoría de las moléculas de almidón son bombeadas y están completamente hidratadas. Con esto, lo que hemos hecho ha sido preparar y homogeneizar la mezcla!

5. La extrusión

La parte final de la cocción sólo dura 30 segundos, pero proporciona más de la mitad del proceso total. La molienda se hace pasar a través de una larga cámara que contiene un torno giratorio que expulsa la mezcla fuera a través de aberturas pequeñas, estas aberturas, que tienen distintas fórmulas es la que va a dar la forma determinada a la croqueta según deseemos. La presión dentro de esta cámara es altísima y a temperatura media uniforme, por eso, la disminución súbita de la presión cuando sale la mezcla hace que se esta se expanda y adquiera una estructura esponjosa, y ya en el exterior, se va cortando en pequeños trozos.  Estas croquetas ligeras y suaves son analizadas para determinar su forma, color, tamaño y densidad, antes de ser enviadas a la siguiente etapa.

6. Secado

Las croquetas que emergen del horno de extrusión contienen más del 25% de agua, y ya que no contienen conservantes artificiales, podrían llenarse de moho y echarse a perder. Así que se secan rápidamente para eliminar alrededor de dos tercios de esta agua soplando suavemente aire caliente alrededor de las croquetas, a medida que pasan a través de la cámara. Esto tarda aproximadamente 20 minutos, y se estudia el grado de humedad de las croquetas continuamente a medida que emergen del secador, para asegurarse de que es satisfactorio. Estas croquetas crujientes están listas para la siguiente etapa.

7. Recubrimiento

Igual que en alimentación humana no es igual de apetecible un plato de pasta hervida que rehogada con aceite y especias, y esto es lo que ocurre con las croquetas una vez secas, son nutritivas pero no tan apetecibles. Tenemos que aportar el punto justo, ni mucho ni poco ya que puede saturar o no resultar llamativo, aquí es donde añadimos los aceites y grasas que van a dar ese brillo, palatabilidad y textura. Al estar las croquetas calientes conseguimos que los aceites y grasas penetren en la croqueta de manera uniforme.

8. Refrigeración y embalaje

Ahora mismo tenemos la croqueta acabada pero no podemos envasarla en caliente ya que influiría negativamente en la conservación, por eso las croquetas hacen un recorrido que permite su atemperamiento, con corrientes de aire frío y pasarelas enrejilladas. Aquí se toman muestras de cada lote para analizar y controlar que el producto final cumple todos las exigencias que requerimos para poder ponerla a su disposición, entre otros muchos parámetros controlamos la carga bacteriana, contenido de nutrientes además de comprobar su aspecto, olor, etc. Esas muestras quedan almacenadas durante años de manera que siempre queden disponibles para posteriores análisis.

Una vez que las croquetas se han enfriado a la temperatura ambiente, y el lote hayan pasado los controles anteriores, la comida está lista para ser embalada y enviada a los clientes.

 

Chat
1
¿En qué te podemos ayudar?
How can we help you?