fbpx

Aunque precisamente una de los aspectos que más valora la gente de los gatos es lo limpios que son, y lo cuidadosos y autónomos que son con su higiene, algunos gatos cogen la costumbre de orinar fuera de su arenero, por todo la casa. Si esto os ocurre, como siempre, os recomendamos que visitéis al veterinario para que descarte problemas de salud, especialmente si esta costumbre aparece de repente y acompañada de otros síntomas, como la aparición de heces fuera del arenero.

Cuando se trata de solucionar un problema de conducta, lo primero que tendremos que hacer es buscar las causas. La más frecuente tiene que ver con la territorialidad, y la solución pasa por la esterilización de los machos a edades tempranas. Una vez que el gato es adulto no está garantizado su éxito. No obstante, te vamos a damos algunos consejos generales que esperemos te ayuden.

El arenero

Ten su arenero limpio y apartado de su lugar de comida. Los gatos suelen ser muy escrupulosos con su limpieza, si su caja de arena les resulta desagradable o está demasiado cerca del lugar en el que alimentan, buscará otro lugar.

Además, si tienes varios animales en casa recuerda tener al menos un arenero por gato. No les gusta compartir.

Por último, si has cambiado el tipo de arena o de arenera, o has colocado el arenero en un sitio ruidoso (por ejemplo, junto a la lavadora) o con temperatura más alta o más baja que la del resto de casa (por ejemplo, en la terraza abierta o junto a una calefacción), puede ser simplemente que se encuentra a disgusto. Prueba a cambiar el arenero de sitio.

Limpieza de orina de gato

Limpia y desodoriza la mancha, que no la veas no significa que no la huelas. Hay productos específicos en el mercado, pero también puedes probar con una mezcla de agua y vinagre (¡ojo! El vinagre no es apropiado para mármol o baldosas de piedra, en este caso, prueba con una solución jabonosa), y si es necesario, aplicar bicarbonato de sodio para acabar de limpiar. Cuando se seque, si es una moqueta o alfombra puedes aspirar los restos de bicarbonato y te quedará impecable.

¡Es importante no limpiar con amoniaco! El amoniaco tiene un olor que les recuerda a la orina, y podría animarles a seguir marcando la zona.

Repelentes para que los gatos no se orinen

Un buen sistema consiste en colocar objetos en el lugar en el que suele orinar. Hay productos en spray específicos en el mercado que son repelentes, puedes pedir al veterinario que te recomiende alguno, pero también puedes utilizar pimienta, esparciéndola por los lugares que suele marcar. Hay quien utiliza bálsamo mentolado tipo Vicks Vaporub porque los gatos odian su olor y no se acercan, pero no es lo más adecuado porque les pone muy nerviosos, es preferible utilizar un repelente recomendado por el veterinario. Si prefieres utilizar un remedio casero, además de la pimienta puedes utilizar cáscara de naranjas, limones o pomelos.

 

¿Necesitas ayuda?